Entrada destacada

Nadie sabe lo que quiere

 Publicado el 18.05.15 en Diario El Pilin  Las mujeres no saben lo que quieren, dicen sí cuando quieren decir no , dicen tal vez c...

14 feb. 2016

Comfort fuck



 Publicado el 23.10.14 en Tantras Urbanos

Comfort food es un término usado por primera vez en 1977 según Webster´s Dictionary que se refiere a la comida que ingieres más que por hambre para levantarte el ánimo ante alguna situación que altera tu normal estado de ánimo. Provee un valor sentimental agregado, generalmente es rica en carbohidratos y de fácil preparación.
Comfort fuck es un término derivado del concepto anterior, quizá usado por primera vez en este artículo, quizá una evolución natural del mismo desde una lógica sexual del mundo, que se refiere a la actividad sexual que tienes más para levantarte el ánimo que por el sexo mismo ante una situación que te desestabiliza emocionalmente. Puede involucrar una posición, una intensidad, una práctica específica, un elemento exterior necesario para lograr el efecto deseado, una forma predeterminada de llegar al orgasmo o hasta una persona específica (acostarse con un ex, rings a bell?).
La sopa de pollo, por ejemplo, es una de las comfort food más populares, en distintas culturas y en distintos continentes. En Inglés, existe una serie de libros muy conocidos de relatos motivacionales cortos llamada Chicken soup for the soul y cuando algo te hace sentir pleno o te da la ilusión de sentirte así se puede decir que eso es sopa de pollo para tu alma. El equivalente de cama podría ser el misionero o el sexo oral, en distintas culturas y en distintos continentes.
El elemento nostálgico que la define puede ser particular de la persona o propio de toda una cultura. Sin embargo, tiende a variar de cultura a cultura y de país a país; aquí van algunos ejemplos de comfort food por país. En Australia, galletitas con chips de chocolate, sopa de calabaza, distintos estofados y papas al horno. En Estados Unidos, pastel de manzana, puré de papas, sopa de tomate, sandwich de queso fundido y pastel de carne. En el Reino Unido: bangers and mash (salchichas con puré), budines, carnes al horno, pescado con papas, flanes, tostadas con distintos toppings y shepherd´s pie. En Francia, sopa crema de cebollas y paté, además de algunos quesos y postres. En Venezuela, la famosa arepa, la hallaca y el sancocho. En Argentina, milanesas, pastas con salsas caseras, panqueques con dulce de leche. El asado vendría a ser como una suerte de comfort food grupal.
El elemento de nostalgia erótica que la define puede ser particular de la persona o propio de toda una cultura. Sin embargo, algunas prácticas son tan populares en algunas regiones o países, que hasta se usan gentilicios para hacerles referencia, que surgen porque la conducta a la que aluden se practicaba allí con frecuencia (o se cree que se hacía). Aquí van algunos ejemplos de comfort fuck por país (aunque puede variar la referencia de  entre países). Ruso, estimulación del ano sin penetración. Sueco, sexo grupal. Cubana, pero a veces también turca o rusa, masturbación con el pene entre los pechos. Tai, masaje realizado con los senos por todo el cuerpo. Francés, sexo oral. Griego, sexo anal. Japonés, en el suelo o sobre almohadas, con posiciones en cuclillas pero también, bukkake y quickie. Árabe, el hombre está boca arriba y la mujer le ‘cabalga’. Paraguaya, sexo de pie. Italiana, estimulación con la axila del otro. Inglés, supuestamente involucra disciplina, dominación y hasta humillación.
Algunos patrones en la elección de sopas de pollo para el alma fueron detectados a través de estudios. Las personas mayores de 50 años preferirían alimentos preparados, mientras que las personas menores de 50 años preferirían alimentos tipo snack, ya elaborados o de rápida preparación. Las mujeres las elegirían para contrarrestar sentimientos negativos, y los hombres para reforzar los positivos. Entre las mujeres serían más populares los snacks, el chocolate y los helados, mientras que entre los hombres lo serían las sopas, los estofados y las carnes asadas.
Estimo algunos patrones en la elección de “sopas de pollo para la cama” a través de las experiencias personales y el contacto con las experiencias de otr@s.  Las personas mayores de 50 años preferirían directamente no tener sexo en momentos de estrés, mientras que las personas menores de 50 años preferirían tener sexo cada vez que pueden, incluso o sobre todo en los momentos de mayor estrés. Tanto hombres como mujeres y otros utilizarían el comfort fuck aleatoriamente para reforzar sentimientos positivos,  contrarrestar los negativos o simplemente como una forma natural de release psicológico. Entre los hombres serían más populares la masturbación, el cibersexo, ver porno y recibir sexo oral como instancias de polvo cómodo (posible traducción al Español); entre las mujeres serían más populares el petting, el rapidito, el árabe o el perrito (de acuerdo a la personalidad) y el agregado de estimulación clitoridiana o anal a la penetración.
El consumo de comfort food es una respuesta al estrés emocional, pero llevado al extremo puede ser perjudicial para la salud. La constante provocación de las hormonas a través de la alimentación tiene el mismo efecto que la auto-medicación.
La práctica constante de comfort fuck como respuesta al estrés emocional puede convertir el sexo en una actividad compulsiva, hacerle perder el valor de conectar con otro/s. La constante utilización del acto sexual como provocador de cambios en el estado de ánimo tiene el mismo efecto que la masturbación solitaria.
Pero en su justa medida, puede ser parte de un sistema personal de recompensas que nos ayuda a seguir adelante cuando nada más podría motivarnos a hacerlo. Conocer la comfort food de otr@s y prepararla cuando están mal es un gesto de cariño. Entonces, conocer la comfort fuck de otros, saber en qué momento la necesitan y hacer el esfuerzo de dársela, puede ser un gesto de cariño de cama que no sólo contribuya a la motivación personal sino que intensifique los niveles de intimidad y los acerque como compañer@s sexuales.
Mi comfort food varía de acuerdo a distintos estímulos y etapas, pero incluye cheesecake, hojas de lechuga recién lavadas con sal, grisines con queso crema y polenta. Mi comfort fuck varía de acuerdo a distintos estímulos y etapas, pero incluye masturbarme o dejarme masturbar, ver porno, repetición del acto sexual hasta el desvanecimiento, la sumisión y la eyaculación de zonas específicas. Ahora sí, ¿cuál es tu comfort food? ¿Y tu comfort fuck?